A un grupo de activistas del Movimiento por la Diversidad Sexual que entregaría una carta y obsequios de reconocimiento a la Corte Suprema por su trayectoria homofóbica, lesbofóbica y transfóbica, le fue negada la entrada.

La actividad se enmarca en los actos por el Día Internacional Contra la Homofobia, Lesbofobia y Transfobia este 17 de mayo.

Al momento del ingreso, los miembros de MUMS fueron detenidos por los guardias. En la puerta de Palacio los activistas insistieron en levar las flores y los «chocolates antihomofobia» a la sala de partes. Se les pidió esperar la orden del superior de turno. Luego de una larga espera, en forma abrupta y sin mediar una explicación, la guardia inicioó el cierre del portón.

«Todo fue una maniobra. Nos dejaron esperando en la puerta, y luego nos dieron un portazo sin dar explicaciones», indicó Fernando Muñoz, uno de los voceros de MUMS.